España es uno de los países con mayor inversión industrial

  1. Proyecto de nave industrial

Un informe de la consultora inmobiliaria internacional de capital privado, Cushman & Wakefield, señala los principales cambios que ha sufrido el sector industrial basándose en los países del mundo donde está más presente. Otro dato relevante de dicho estudio es que aporta un ranking con los 15 estados que han experimentado un crecimiento industrial más pronunciado en el último año. Curiosamente, España ha entrado dentro del top 30, posicionándose en el puesto 26 del listado, por delante de países como Bélgica.

Si estás decidido a ejecutar un proyecto de nave industrial, seguramente has acertado de pleno con el momento, ya que en la elaboración de este informe se tienen en cuenta diferentes aspectos como, por ejemplo, el acceso a los mercados o la sostenibilidad. En nuestro caso, las cuestiones que más han destacado son las siguientes:

  • Calidad y disponibilidad de los recursos humanos.
  • Cercanía con los mercados consumidores.
  • Reducción del riesgo económico, social y ambiental.

Desde Tekton nos parece destacable el hecho de que en un segundo listado de la consultoría, donde el ahorro de costes no es tan relevante cobrando mayor importancia las condiciones operativas, España escala hasta la posición número 17. Las cifras hablan por sí solas, el ranking está liderado por el continente asiático, copando 7 de los 10 primeros puestos. Este año, llama especialmente la atención la mejoría de Estados Unidos, que se han hecho con la cuarta posición.

Asia es uno de los grandes continentes para la industria, sin embargo, la subida de los costes globales y la sensibilidad de la población hacia la explotación que se da en algunas regiones está desviando la atención de las principales industrias hasta parajes más occidentales. Según establecen los expertos estamos viviendo un proceso que se conoce como reshoring y que consiste en el interés de las compañías de ubicar sus empresas en mercados más innovadores. Invirtiendo la situación que tuvo lugar entre las décadas de los 70 y los 80, cuando las entidades buscaban localizaciones que les permitieran reducir los costes de producción.

En este sentido, algunas potencias europeas están empezando a mostrar un nuevo panorama industrial que atrae a grandes compañías. En nuestro país la situación no es muy diferente, hablando ya con cifras de una consecuente recuperación del sector. Motivo que pone en evidencia que no es mal momento para embarcarse en la ejecución de un proyecto de nave industrial.

Publicado en:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *