La ingeniería en la historia: revolución tecnológica

  1. historia ingeniería

Si tuviésemos que fijar los inicios de la ingeniería, posiblemente pensaríamos en la Revolución Industrial. Es cierto que esta época tuvo lugar el epicentro del nacimiento de esta disciplina, pero también es verdad que la revolución agrícola tuvo una influencia significativa en su desarrollo. En este marco surgen una serie de técnicas orientadas a aplicar nuevos métodos de construcción funcional, para dar respuesta a las nuevas necesidades industriales. Mucho han evolucionado desde entonces hasta nuestros tiempos, hasta los métodos utilizados hoy a la hora de ejecutar un proyecto de nave industrial.

Desde Tekton queremos fechar algunos de los hitos más importantes en la evolución de la ingeniería industrial:

  • 1760. Jean Perronet contribuye a la concepción de esta disciplina, llevando a cabo un estudio sobre los procesos de fabricación de materiales para la construcción. El francés fue pionero en el desarrollo de ciclos de trabajo.
  • 1776. El escocés Adam Smith escribió su famoso libro “La riqueza de las naciones” donde establece una teoría sobre la especialización del trabajo.
  • 1793. Fue el año en el que Eli Whitney inventó lo que conocemos como línea de montaje. Para implementar este hallazgo fue necesario diseñar diferentes piezas intercambiables de producción.
  • 1832. El inglés Charles Babbage publicó en 1832 “La economía de las Máquinas y las Manufactores” donde desarrolla el prototipo de la primera computadora digital, aunque no llegó a desarrollarlo.
  • Bastantes años después, en 1895, Frederick Taylor y Frank Gilbreth, basándose en varios estudios para mejorar los procesos de movimiento que fueron pioneros en este sector, presentaron lo que se conoció como dirección científica.

En cualquier caso el auge de la ingeniería industrial no tuvo lugar hasta principios del siglo XX en Estados Unidos, extendiéndose tiempo después al resto de naciones del mundo industrializado. Estos avances contribuyeron, en gran medida, a incrementar la productividad y la competitividad de las industrias.

Estos sistemas han ido evolucionando con el tiempo, a la par que la tecnología, para mejorar los sistemas de construcción empleados actualmente en la ejecución de un proyecto de nave industrial. No obstante, la ingeniería debe reconocer a sus padres legítimos, mentes brillantes de otra época.

Publicado en:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *